¿Dudas?

Contáctanos

El talento literario en la oscuridad del anonimato

La República de las letras

En esta entrada, quiero compartir con todos los talentos literarios emergentes y consolidados uno de los motores principales de nuestra línea editorial y nuestra filosofía. Como decía Iván, coordinador editorial, en nuestro primer post: “Queremos publicar libros de calidad, tanto si vienen de la mano de autores de prestigio y renombre, como si son joyas de autores desconocidos”.

Para muchos de nosotros, la única entrada inicial en el mundo literario es a través de la autopublicación. No quiero centrarme en faltas de ética editorial de las que huimos como de la peste; quienes han probado el camino de publicar por su cuenta saben a qué me refiero. Más bien, quiero celebrar lo que queremos conseguir en Libros y Literatura como primer objetivo.

Ninguna persona que tenga talento literario y haya producido una obra de calidad merece tener que enfrentarse al mercado sin ningún apoyo. Nosotros hemos apostado por dar acceso a un sello comercial de prestigio a autores autopublicados. ¿Quién no ha comprado un libro de Anagrama, Seix Barral o Lumen porque, tratándose de ellos, no puede ser malo?

Esa es nuestra fuerza y nuestro rasgo distintivo: las librerías ponen nuestras publicaciones en sus estantes porque saben que una obra, sea del género que sea, es buena sí o sí. Los filtros son duros y el nivel de exigencia en calidad es muy alto desde el mismo momento en que recibimos un manuscrito para valoración. Sin embargo, la garantía es que nadie podrá mirar con condescendencia a quien publica con nosotros.

De hecho, ya os contaremos en otras entradas del blog, una parte de nuestros clientes objetivos en autopublicación son autoras y autores de prestigio reconocido y premiado que tienen confianza en que su obra no necesita del apoyo publicitario de los grandes sellos editoriales y quieren un reparto más equitativo de los beneficios de sus ventas.

Habiendo descubierto que autopublicar no es solo para los desconocidos, hay otro elemento clave al que hemos querido dar solución. Emprendemos una iniciativa que elimina el prejuicio y el estigma de la autopublicación.

En Libros y Literatura, también tenemos edición tradicional. Autores y escritoras sin trayectoria comercial, que nos presentan su manuscrito en principio para autopublicar, son elegidos para edición tradicional cuando su obra llega a un nivel de excelencia. No les preguntamos quiénes son o de dónde vienen en el mundo literario, tampoco preguntamos cuáles son sus recursos económicos. Su obra y nuestra filosofía justifican sobradamente una serie de inversiones extraordinarias.

Financiadas por nosotros o no, escritas por popes de la literatura o por quienes presentan su primera novela, todas las obras que llevamos al mercado del libro van bajo el mismo sello. Ni librerías ni lectores tienen conocimiento de si se ha pagado o no por publicar. El sello y la obra que viene bajo el foco de su prestigio son lo que cuenta. Esperamos que muchas novelas magníficas, que quedarían durmiendo el sueño de los justos con otras editoriales, llegarán a las bibliotecas públicas y privadas. Nuestra cultura editorial de “sello único” ha sido concebida para imposibilitar el prejuicio.

Si queréis contribuir con vuestras ideas a nuevas formas de eliminar el estigma para dar a talentos desconocidos el lugar que se merecen en el circuito comercial, os escuchamos. Leeremos con toda atención vuestros comentarios y los socios de Libros y Literatura, que somos quienes definimos los valores éticos de trabajo, evaluaremos su viabilidad y posible puesta en práctica.

Empezad a conocernos, echad un vistazo a nuestras primeras publicaciones. Nos sentimos muy orgullosos de empezar nuestra andadura con títulos que son exponente del sello Libros y Literatura más allá de la publicidad y las disquisiciones teóricas sobre nuestro trabajo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

5/5
«Escribe como si importase, y lo hará.»
Libba Bray
Libba Bray
Carrito de compra
Ir arriba